La autoestima y la autocrítica

La Autoestima y la autocrítica

La autoestima es muy importante para mantener el equilibrio psicológico y emocional. En muchas ocasiones es la base de la salud mental y como terapeutas, lo vemos a diario en nuestras consultas.

El ser humano tiene la virtud de adquirir una conciencia de sí mismo, establecer su propia identidad, valorarla y tomar posición respecto a ella: soy buena persona, no lo soy, soy fuerte, tengo momentos de debilidad, no gusto a nadie, me gusto, no me gusto, me gusto en unos aspectos, no me gusto en otros. Tendemos, constantemente a enjuiciarnos.

Hemos comprobado en muchas de nuestros pacientes que la hay una voz interior que critica y mantiene la autoestima baja. Es una voz que sin que se sustente en necesidades reales y precisas, te recuerda constantemente que haces mal muchas cosas las cosas, lo poco que vales, la escase e improductividad de tu esfuerzo por mejorar. También es la que te compara con los demás colocándote de forma sistemática en inferioridad o subordinación. O posiblemente te esté echando en cara, de manera incesante y metódica, los fracasos pasados.

Por eso, tener la capacidad y la decisión de delimitar esta voz crítica para poder desactivarla, desmontarla o apaciguarla es muy importante para librarnos de la incomodidad, el hastío y la desazón que nuestras propias valoraciones negativas nos provocan.

Para poder luchar contra ella, lo que tenemos que entender es que no debemos evitarla. Hay que conocer y mirar de frente esa autocrítica que nos acosa.

Es importante estar pendientes a esa voz interior que nos inquieta y nos hace dudar de nosotros mismos. Hay múltiples situaciones en donde esta autocrítica aparecerá. Con familiares, seres queridos, extraños que nos hablan, situaciones o ambientes que nos hace recordar errores o fracasos, relaciones con personas que mantienen con nosotros vínculos de autoridad…

Desarmar esa autocrítica es necesario y, nos atrevemos a decir, que estimulante incluso.

Lo primero para conseguirlo es analizar nuestras propias valoraciones negativas. Si establecemos una manera de encarar esas autocríticas determinando qué nos hacen sentir y de qué manera, empezaremos a establecer una pauta para minusvalorar sus agresiones, porque estaremos, aunque sea de manera inicial, empezando a enfrentarnos con esa negatividad. Los siguientes pasos serán quitarle la fuerza con que nos oprime para poder, a su vez, responder y defendernos hasta hacerla hacernos invulnerables o tan fuertes ante ella que no nos afecte

En definitiva, ya sea porque tu autoestima te haga pasar momentos incómodos, molestos, o simplemente como modo de mejorar tu bienestar psicológico, es importante que se dediquen energías y determinados momentos para entender y afrontar los retos que nuestra autocrítica nos irá colocando en el camino.

En Brisa Psicólogos contamos con excelentes profesionales para ayudarte en este proceso y que, de esta forma, puedes ser tú mismo quien afronte esos momentos de negatividad y molestia, que son inherentes al ser humano, pero que no deben conducirnos por caminos y situaciones de infravaloración o dolor.

En Brisa Psicólogos estamos para ayudarte.

Contacta con nosotros cuando lo creas necesario. Pide tu cita en este enlace

Un saludo

Deja una respuesta